Levantar vuelo

DVD
Lady Bird
Dirección: Greta Gerwig
(Estados Unidos, 2017)
94 minutos

En su afán de corrección política, la Academia hollywoodense parece haber fijado cupos raciales, de género y de cine independiente (para equilibrar el peso abrumador de las superproducciones de los grandes estudios). Este año la cuota indie recayó en Lady Bird, casi una ópera prima porque es el primer filme dirigido en solitario por Greta Gerwig. Estamos frente al subgénero que llaman coming-of-age, es decir historias sobre el ingreso a la adultez. Pero aquí hay una realizadora, también autora del libro, decidida a alejarse de fórmulas y estereotipos. La trama gira en torno de Christine McPherson, de 17 años, quien se ha rebautizado Lady Bird. Cuenta con la comprensión de su padre, Larry, deprimido y desocupado, y tiene una relación compleja con su madre, Marion, obligada por las circunstancias a hacer doble turno como psiquiatra del hospital. También están un hermano adoptivo y su pareja, las compañeras de un colegio católico que todas detestan, sucesivos novios, un par de profesores, la monja que dirige la escuela y algunos personajes más. Hay más interés en profundizar en la psicología y los vínculos entre estas criaturas que en desarrollar un argumento convencional. El fin del secundario, la fiesta de egresados, la amistad adolescente, el conflicto con los padres y el desafío de ingresar a la universidad ya habían sido contados antes, pero pocas veces con la sensibilidad y el humor agridulce de este caso. Parece exagerado haberlo nominado, aunque no ganó ninguno, a seis de los principales Oscars –mejor película, directora, guión original, actriz protagónica y actriz de reparto–, porque no se trata de un filme excepcional, aunque sí muy honesto y disfrutable.

Carlos Gassmann

Publicaciones Relacionadas

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X