El día que Sabella habló con Baruyo

En el año más duro, el mundo de fútbol llora la muerte de Alejandro Sabella y La Pulseada también. Su partida nos trasladó inmediatamente a septiembre de 2013, cuando los y las adolescentes de Casa Joven entrevistaron a quien entonces era el técnico de la Selección Argentina y se preparaba para enfrentar el Mundial que lo tendría como finalista. Juventud, política, deporte y la huella de Cajade en sus palabras.

Entrevista: Agus, Sele y Azul

—¿Qué harías para que la familia vuelva a la cancha?

—Es un problema cultural que tiene que ver un poco con que hay mucho dinero de por medio en el fútbol, y eso provoca que muchas veces se produzcan hechos que no son buenos. Se hace difícil ir a la cancha, pero nos tenemos que poner de acuerdo entre todos los estamentos, políticos, organismos de seguridad, los clubes… El comportamiento de nosotros también. Todos tenemos que tratar de mejorar, apostar a la tranquilidad, a la paciencia.

Verón, Sabella y los grabadores baruyeros

—¿Qué pensás de la juventud de ahora?

—La veo preocupada por las cosas que están pasando. Hay que mejorar las cosas que pasan en el país. Creo que ha vuelto a tener más importancia la juventud que en otras épocas. Se les ha dado más importancia, desde el gobierno, desde distintos organismos para brindarles más oportunidades, para que puedan opinar y ser partícipes de su futuro, porque el futuro nuestro es de la juventud de ahora.

—¿Creés que el deporte ayuda a los chicos a salir de las drogas?

Indudablemente. El deporte es muy importante porque ayuda al cuerpo, ayuda a la mente, a vivir en convivencia con otros chicos.

—¿Creés que Argentina va salir campeón el año que viene?

—Primero tenemos que clasificar y después creo que es difícil. Tenemos un muy buen equipo, Argentina es una potencia, pero muchas veces nos creemos más de lo que somos y eso nos juega en contra. Hay que saber que hay muchos equipos muy buenos, hay equipos que están por encima. Te nombro dos, que son España y Alemania. Pensar que sin humildad y trabajo se hace todo mucho más difícil.

—¿Qué podés decirnos de Carlitos Cajade?

—Primero a ustedes felicitarlos. Carlos ha sido un ejemplo a seguir, un ejemplo en el cual inspirarse. Ha dejado una huella que ha marcado a mucha gente. Creo que eso es muy importante, cómo uno, en su paso por la vida marca a los demás, marca una huella.

Publicaciones Relacionadas

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *