Concejales de la oposición exigen que Bruera “brinde explicaciones por su conducta”

Se presentó el primer informe en la comisión especial creada en el Concejo para esclarecer por qué se inundó la ciudad el 2 de abril, determinar responsabilidades y evaluar el plan de emergencia desarrollado. Tuvo más integrantes que expositores y debe dictaminar. Para el bloque del Frente Amplio Progresista “la respuesta del Municipio fue tardía, improvisada y desordenada” .

En la comisión del Concejo Deliberante platense que debía trabajar dos meses en “analizar los hechos que determinaron la catástrofe hídrica” se presentó el viernes pasado el primer informe de minoría. El extenso despacho del bloque de concejales del Frente Amplio Progresista (FAP) señala que el accionar del Ejecutivo municipal fue deficiente antes, durante y después de la inundación y que los funcionarios deben “responder por actos y omisiones”, “incumplimientos normativos y daños a las personas y a los bienes”. En el transcurso de la semana presentarían sun escritos tanto el bloque del PRO como el oficialismo, en línea con lo que desarrolló el jefe de Gabinete, Santiago Martorelli, que fue el primer expositor.

La “Comisión Especial de Investigación y Estudio de la Emergencia Hídrica 2013” fue creada a mediados de abril por el decreto Nº 03 /2013 del Concejo, tras una sesión noticiable por su corta duración y las trompadas que cruzaron en el recinto, con la tragedia en caliente. A pesar del carácter declarativo de sus informes, esta Comisión, pedida por el Intendente cuando abrió las sesiones legislativas del año, tenía una misión ambiciosa: “Esclarecer las causas que provocaron el anegamiento hídrico en determinadas zonas del partido de La Plata y determinar responsabilidades; obtener como resultado un dictamen que refleje la realidad objetiva de los hechos acaecidos  el 2 y el 3 de abril”.

Los 14 integrantes de la comisión se reunieron 13 veces y recibieron a 12 expositores: cuatro funcionarios del ejecutivo municipal, dos del provincial y tres judiciales, más dos profesionales y el representante de un organismo de derechos humanos.  Algunos expositores llevaron asesores o subalternos que también respondieron preguntas. Y la ausencia de Pablo Bruera es una de las críticas centrales, desde varios sectores.

La comisión debe ahora confeccionar un dictamen “con una descripción detallada de los antecedentes fácticos y técnicos”, presentarlo en el Concejo Deliberante y comunicarlo al Departamento Ejecutivo. Bloques opositores podrían consensuar un proyecto de resolución para que sus distintos informes sobre la inundación deban ser discutidos en el recinto.

 

20130405-Inundaciones-marcha

Obras, desagües y acefalía

Para el FAP, el Municipio: “No proyecto ni gestionó, ante Provincia o  Nación obras hidráulicas que hubieran mitigado el impacto de las inundaciones”; “no mantuvo en condiciones adecuadas los desagües pluviales”, y fue “negligente” porque “la noche de la catástrofe el Departamento Ejecutivo se encontraba materialmente acéfalo”. La “negligencia” y la “desidia” también la vinculan con la sanción del Código de Ordenamiento Urbano (COU), que según ellos “claramente privilegia la expansión del negocio inmobiliario (muchas veces meramente especulativo) y debilita la protección que merecen los vecinos y su entorno natural y edilicio”.

En materia de pérdidas humanas, el FAP legitima la cifra de 78 víctimas fatales (datos extraoficiales por el momento). Además, señala “daños a la salud de la población que van desde traumas a nivel psicológico hasta enfermedades”. Y sobre pérdidas materiales plantea: “Según estimaciones de investigadores del Conicet, llegaron a los 3400 millones de pesos en pérdida, sin contar días de escuela y de trabajo perdidos. Por otra parte, el daño a algunos bienes materiales implicó la pérdida de historias de vida, recuerdos de familia, afectos”.

Este despacho de minoría, nutrido del material expuesto en la Comisión más notas periodísticas y testimonios de vecinos, concluye que “la respuesta del Ejecutivo municipal ante los hechos acontecidos fue tardía, improvisada y desordenada” antes de la catástrofe (prevención) durante (contención) y después (reparación). “El Departamento Ejecutivo tiene a su cargo ‘deber general de seguridad’  —plantea el FAP—, por eso debe “brindar explicaciones por su conducta, produciéndose una ‘inversión de la carga probatoria’.

El gran faltazo

Decidir si los funcionarios estaban obligados a asistir y si iban a ser “citados”, “convocados” o “invitados” ocupó buena parte de la primera reunión de una Comisión creada para acercarse a la verdad, en una ciudad desvencijada… Los concejales Javier Pacharotti (presidente), Lorena Riesgo y Silvana Soria buscaron bajarle el tono a cualquier imperativo que obligara a funcionarios a asistir, y que quedara librado a decisiones políticas quiénes asistían, si lo hacían. Así fue. Aunque también se acordó que debía quedar “debidamente notificado en el expediente” quiénes se negaban a asistir.

Desde el FAP, Leonardo Rocheteau plantea que Bruera estaba obligado a concurrir. El informe de su bloque lo fundamenta así: “Por su cargo y deberes funcionales; por ser el titular del Departamento Ejecutivo, que es quien reúne (o debería reunir) toda la información técnica y no técnica sobre los hechos ocurridos; y porque “este deber es análogo al previsto en el art. 108 inc. 7 del Decreto 6769/58” de la Ley Orgánica de las Municipalidades (LOM). Además, el informe plantea que la ausencia del intendente “contrasta con la conducta de funcionarios provinciales y particulares que sí concurrieron”. Y agrega que el Ejecutivo “tiene a su cargo ‘deber general de seguridad’  por eso debe “brindar explicaciones por su conducta, produciéndose una ‘inversión de la carga probatoria’”.

Voceros del Ejecutivo municipal sostienen que el intendente no estaba obligado y que estuvo representado por su jefe de Gabinete. Y suman un argumento curioso: es suficiente con que haya abierto el periodo de sesiones ordinarias del Concejo, plantean. Está claro que la apertura de sesiones, que Bruera usó este 10 de abril para contextualizar el desastre, ofrecer disculpas y prometer, tiene una naturaleza distinta de la de una comisión que investiga y pregunta.

En su entorno le llegaron a sugerir que no se expusiera a abrir las sesiones en abril, pero estuvo en el recinto, instaló un escenario de “dolor”, “agradecimiento”, “solidaridad” y “tragedia por causas naturales”, y anunció que pediría crear la comisión. Una comisión con mayoría propia, que básicamente debía investigarlo a él, adonde estuvo “invitado”, y cuyo dictamen ahora le será remitido…

Pero cabe destacar que son cerca de 40 las personas o entidades (muchos, funcionarios) convocadas a la comisión que no asistieron (ver más adelante).

Apertura a investigaciones

“Una vida que se hubiese podido salvar hubiese justificado la inversión más importante que haya tenido la Argentina”, dijo ante los concejales, en la apertura, Bruera. Y a esta revista le aseguró que colabora con la Justicia desde un comienzo y que no lo incomodan las causas judiciales. En la Justicia tampoco se presentó (ni se supo que haya sido citado), ni su gabinete se desprende con facilidad de los materiales requeridos. El ejemplo más oscuro son las filmaciones del sistema de Monitoreo Público Urbano (MOPU), cuyas virtudes exalta la última edición del periódico de propaganda que edita la secretaría de Prensa del Municipio, ya sin referir la trágica inundación. Abocada exclusivamente a cuestiones de “seguridad”, describe cómo estas cámaras filman las 24 horas “ante cualquier situación sospechosa o peligrosa en lugares públicos”, para “cooperar, con la mayor velocidad posible”, ante “incidentes”.  

La utilidad de dicho material había sido ponderada por el propio Martorelli, que al exponer en la Comisión explicó: “A partir del registro que muestran las cámaras también nos nutrimos de información para determinar la situación que se está viviendo en distintas zonas de la ciudad”. Pero al juez Luis Arias le llegaron filmaciones del MOPU correspondientes a momentos previos a la inundación, pese a que voceros del Municipio habían asegurado a esta revista que se entregarían en los plazos legales y que las dilaciones buscaban evitar el uso mediático del material, en el marco de la fuerte disputa política de la trama post inundación.

El director del MOPU, Juan José Rivademar, tampoco expuso en la comisión especial. Y los concejales del FAP hicieron un pedido de informes para conocer cómo funcionó esta dependencia municipal de vigilancia urbana, con qué personal y con qué articulación con el resto de los actores involucrados en la emergencia.

 

Foto Luis Ferraris
Foto Luis Ferraris

 

Otro dictamen de minoría

El PRO cerrará su informe sobre la inundación esta semana, ampliando críticas al rol de Provincia y Nación en la catástrofe. El concejal Irurueta adelantó que desde su punto de vista “hubo una falla conjunta” y que se enfocará en:  “Financiamiento de obras, sobre todo teniendo en cuenta que desde 2003 existía un plan maestro hidráulico que contemplaba todas las obras que está diciendo ahora (el ministro) Arlía que hay que hacer; y la alta responsabilidad de los ministros de obras públicas que pasaron por la provincia antes, y del intendente, por no exigir todos los días a Nación y Provincia esas obras”.

Sobre el COU, Irurueta plantea que si bien “se saturaron las cloacas y no hubo tanta capacidad de absorción”, “el grado de responsabilidad que tuvo el Código fue mínimo”, no en la magnitud que lo evalúa el FAP, porque es reciente. Para Bruera, entrevistado por este medio en mayo, es “de ignorante” asociar a esta ordenanza a la inundación y los informes de expertos que advertían sobre obras “no hubieran solucionado absolutamente nada” porque llovió demasiado.

“En cualquier otra ciudad del mundo es prácticamente imposible que se pueda brindar ayuda como corresponde a todos a la vez —admitió—. Pero la Municipalidad no estaba preparada con materiales y recursos para ayudar a la población y fue insuficiente. No había ni un gomón”. La “contingencia” será el otro eje. “Cuando Martorelli dice que no les llegan las alertas… no hace falta ser meteorólogo para ver el cielo y darse cuenta…”, criticó. Además, planteó que (el ministro de Justicia y Seguridad Ricardo) “Casal hablando apresuradamente de la lista de víctimas fue vergonzoso” y que “como responsable del comité de emergencia no supo dominar la coordinación para que la ayuda llegara a todos, porque las fuerzas no le respondían, respondían a otras órdenes”.

Irurueta, que durante las sesiones de la comisión pronunció varios “no me cierra” sobre cadenas de mando, horarios y alerta, insistió: “Una pregunta básica: ¿a quién dejó a cargo (Bruera)?”. “No está obligado pero por sentido común debería haber asistido a la comisión. Y hasta por una cuestión de demostrar que le interesaba que se investigara. También tendría que haber estado Cristina Álvarez Rodríguez, gente del gobierno nacional y alguien del Servicio Meteorológico”, consideró el concejal.

Quiénes expusieron (*)

-“Santiago Martorelli, Jefe de Gabinete Jefe de Gabinete, a cargo también de una de las áreas del COEM” / 23/ 4

-“Ing. Julio Bazzana,  Subsecretario de Obras Públicas de la Municipalidad de La Plata”.  Acompañado por su asesor,  Pablo Bazzana, y “Raúl Antenucci, director de estudios y ejecución de proyectos” / 26/ 4

-“Doctora Norma Sabbione, Vice Presidente 2º del Instituto Nacional Geográfico y Jefa del Departamento de Sismología e Información Meteorológica de la Facultad de Ciencias Astronómicas y Geofísicas de la UNLP” / 29/4

-“Ramiro Sarandón, doctor en Ciencias Naturales y Licenciado en Ecología y Recursos Nacionales Renovables UNLP” / 30/4

-“Dr. Luis Federico Arias, juez titular del Juzgado Contencioso Administrativo N° 1 de La Plata” / 7/5

– “Dr. Guillermo Atencio, Juez de Garantías  de La Plata” / 10/5

-“Alejandro Mosquera, Secretario Ejecutivo de la Comisión Provincial por la Memoria”/ 13/5

Ing. Mario Gschaider,  Director Provincial de Saneamiento y Obras Hidráulicas / 16/5

“Secretario de Gestión Pública de la Municipalidad de La Plata, Lic. Enrique Sette, con el Director de Obras Particulares, Arquitecto Luis Larroque;  el Director de Planeamiento, Ingeniero Roberto Moreno; el  Director de Servicios Técnicos y Administrativos, Doctor Tomassi;  y Aldo Sighel, asesor económico / el 20/5

-“Lic. Alejandro Gaspar Arlía, Ministro de Infraestructura de la Provincia de Buenos Aires / 20/5

-“Dr. Jorge Martín Paolini, Fiscal en Investigaciones Complejas, UFI 8 La Plata”/ 24/5

-“Lic. Jaime Alfredo Hennen, Secretario de Salud y Medicina Social de la Municipalidad, y la Subsecretaria, Dra. Maria Belén Ozaeta”/ 4/6

 

Convocados que no asistieron (*)

-Representantes de YPF

-Especialistas de seguridad e higiene que asesoraron  a YPF

-Representantes del COEM (aparte de Martorelli)

-Intendente municipal

-Ingeniero Romanazzi

-Representantes de Defensa Civil de la Nación

-Funcionarios responsables sobre presupuesto destinados y ejecutado para obras de infraestructura

-Defensa Civil  municipal

-Ministerio Provincial de Desarrollo

-Cristina Álvarez Rodríguez ex Ministra de Infraestructura

-Edgardo Bertolocci, administrador del fideicomiso que estaba destinado a obras e infraestructura

-José López, Subsecretario de Nación

-Norberto Coroli, titular del Consejo Hídrico Federal (acompañó cuando expuso Arlía)

-Ministro Julio Alak

-CONINSA SA, adjudicataria de obras hidráulicas

-Horacio Albina, ex Decano de la Facultad de Ingeniería,

-Hugo Micarelli, Subsecretario de Recursos Hídricos de la Nación

–Colegio de Ingenieros  y Arquitectos y colegios profesionales en general

-Luis Caruso, Director de Hidráulica del Gobierno Municipal

-Delegados municipales

-Secretarios de Obras Públicas

-Subsecretario de planeamiento urbano, Hugo Botaso y Ricardo Fantini

-Comité de Emergencia nacional

-Luciano Timerman coordinador provincial de emergencia

-Autoridad del agua de la Provincia

-Consejo del Agua

-Dirección de Hidráulica

-Comité de cuenca  del Arroyo Del Gato.

-Dirección Provincial de Protección Civil, Director General Comandante Mayor  Miguel Di Lorenzo

-Dra. Matilde Rusticucci del Departamento de Ciencias de la Atmósfera y los Océanos  de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de Universidad de Buenos Aires

-Licenciado Vicente Barros, miembro del Comité ejecutivo del IPCC (Panel intergubernamental por el cambio de clima)

-Facultad de Ingeniería, Decano Doctor Ingeniero Marcos Actis

-Licenciado Sergio Liscia, Director de la carrera de Ingeniería  Hidráulica de la Facultad

-Licenciado Carlos Fantini decano de la UTN  de La Plata y Vicepresidente de la UTN a nivel nacional

-Doctor Linzito

-Nilda  Bargan

– Geólogo Eduardo Emilio Kruse

-Facultad de Arquitectura

 

(*) Nombres y cargos citados tal cual figuran en el acta Nº 2 de la Comisión, que consigna los expositores “pedidos”.

Publicaciones Relacionadas

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X